24 de octubre de 2014

Tarta frangipane de moras



Hola, hola, hola!

Con esta tarta he agotado las últimas moras de la temporada. :( Y menos mal que me las ha traido mi padre porque si es por mi... Este año no ha habido tiempo ni para ir a por ellas, una pena!





Y de fondo para las fotos me he ido a un pinar muy chulo, el de Coca (Segovia)! Un beso para todos los caucenses! Además tuve la suerte de que ese día había una luz preciosa, no tuve que retocar nada!

Mientras en casa seis personas me esperaban impacientes para lanzarse a por esta tarta, yo me dedicaba a fotografiarla en medio del campo. No me pude resistir a hacer las fotos en este sitio tan chulo y que huele taaaaaan bien.

Gracias a Juanlu por ayudarme en esta sesión fotográfica. Ah! y por espantarme las moscas, que las fotos en plena naturaleza quedan preciosas pero el making of no tiene mucho glamour... Jeje. Y gracias a mi abuela por dejarme este plato de flores tan vintage para la sesión.




Este año he resistido la tentación de zamparme las moras con litros de leche y kilos de azúcar (en serio, es la mejor opción) y he conseguido hacer una tarta riquisima y muy jugosa que os invito a que hagáis en casa.


Tarta frangipane de moras
de Las recetas dulces de Ana
  • Para la base de galleta:
  • 170 gr de harina
  • 50 gr de azúcar glas
  • 75 gr de mantequilla (fría)
  • 1 huevo
Mezclamos la harina con el azúcar glas. Mezclamos con las manos la mantequilla con la mezcla de harina y azúcar hasta que se quede una masa similar a unas migas. Añadimos el huevo y mezclamos bien hasta que podamos hacer una bola con la masa. (Si tenéis robot de cocina, podéis poner todos los ingredientes a la vez y batir hasta que la masa se despegue de los laterales del bol). Envolvemos la bola de masa en film transparente y la metemos en la nevera unos 20 minutos.

Pasados esos 20 minutos, espolvoreamos harina en la encimera y estiramos la masa con un rodillo de cocina. La ponemos en un molde apto para horno y la guardamos en el frigorifico mientras hacemos el relleno.




 Ahora preparamos el relleno con:
  • 125 gr de mantequilla
  • 125 azúcar glas
  • 125 gr de harina de almendra
  • 3 huevos
  • una cucharada de ron
  • mermelada de frutas del bosque
  • un buen puñado de moras
  • mermelada de fresa

Batimos la mantequilla con el azúcar glas. Añadimos los huevos y volvemos a batir hasta que se integren bien.

Añadimos la harina de almendra y mezclamos. Por último ponemos la cucharada de ron.

Ahora, sacamos la base de la tarta del frigorifico y la ponemos unas buenas cucharadas de mermelada de frutas del bosque. Ahora pondremos la mezcla de almendras con cuidado y alisamos bien. Ponemos las moras, yo puse unas pocas entre la masa y otras por encima pero casi sin hundir porque al subir la masa te las puede tapar.




Precalentamos el horno a 170º.

Horneamos la tarta durante 30-40 minutos (hasta que veáis que se queda doradita) a 170º.

La sacamos del horno y la untaremos de mantequilla de fresa, podéis dejarla enfriar antes si queréis.

Y ya está lista!!




Qué rica está esta tarta, se queda muy jugosa y si sois adictos a las frutas del bosque no os la podéis perder. Además, si tenéis la oportunidad de comerla al aire libre en un día soleado y en un pinar como éste, el gustazo se multiplica por mil!!




Muchas gracias por todos vuestros emails y comentarios, os los agradezco un montón.

Besos!




1 comentario:

  1. Que pinta tan rica y con moras que me gustan mucho.besinos

    ResponderEliminar