2 de septiembre de 2014

Tarta de chocolate y dulce de leche para dos



Hola! Ya hemos vuelto todos de la playa? Del pueblo?

Yo no quería que se acabara agosto, no quería. En Segovia los inviernos son muy laaaaargos y una vez acaba agosto... Así que, para la depresión postverano, una tartita como ésta ayuda mucho. Espero que os ayude a vosotros también.





Este fin de semana, preparé una tarta y unas cupcakes para la boda de Christian y Ana. Debajo está la foto! El novio es argentino y le encanta el dulce de leche, asíque preparé la tarta más empalagosa del mundo siguiendo sus indicaciones y, ¿sabéis qué?, que estaba buenísima! Por lo que hoy os enseño a prepararla pero en formato mini para 2-4 personas.




¿Os gusta? La tarta era de chocolate y extra de dulce de leche y las cupcakes eran de dos sabores diferentes: unas de vainilla rellenas de frutas del bosque y crema de queso y otras de chocolate rellenas de dulce de leche y crema de dulce de leche. Wow!

Pero seguimos con nuestra mini tarta.

Tarta de chocolate y dulce de leche
de Las recetas dulces de Ana
  • Para el bizcocho (un molde de unos 10 cm):
  • 50 ml aceite oliva suave
  • 40 ml de leche
  • 95 gr de azúcar blanco
  • 1 huevo
  • 65 gr de harina
  • 15 gr de cacao en polvo sin azúcar
  • 1/2 cucharadita de levadura
  • Para la crema de dulce de leche:
  • 250 gr de mantequilla
  • 200 gr de azúcar glas
  • 3 cucharadas de dulce de leche (sin miedo)
  • unas almendras caramelizadas para decorar




Empezamos con el bizcocho:

Precalentamos el horno a 180º.

Batimos muy bien el aceite y el azúcar. Añadimos el huevo y volvemos a batir muy bien hasta que quede cremoso.

Por otro lado, tamizamos la harina con la levadura y el cacao.

En un vaso, ponemos la leche.

Ahora, a la mezcla de huevo iremos añadiendo, alternativamente, un poco de mezcla de harina y otro poco de leche hasta que tengamos todo la masa integrada y sin grumos.

Lo ponemos en el molde y horneamos unos 40 minutos a 180º.

Una vez lo saquemos del horno, lo dejamos enfriar, lo sacamos del molde y con un cuchillo o una lira lo dividiremos en dos partes. Reservamos.


Ahora hacemos la crema de dulce de leche:

Batimos la mantequilla con el azúcar glass hasta que quede cremoso. Añadimos las cucharadas de dulce de leche y seguimos batiendo hasta que no queden grumos y la crema sea lisa.




Para la decoración utilicé una boquilla grande redonda. No me dió tiempo a preparar un video para que viérais como la decoré pero éste de Alma os ayudará mucho. A partir del minuto 12 explica cómo hacer este tipo de decoración.

Por último, extendí por encima un poco de dulce de leche puro y espolvoreé unas almendras crocantis por encima.




Qué rica estaba! Si tenéis una cena especial para dos, no dudéis en hacerla!

Besos.






2 comentarios:

  1. Me ha encantado. Tiene que estar buenísima y con esa decoración ha quedado preciosa.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Es una verdadera preciosidad de tarta... que cosa más bonita!

    ResponderEliminar